¿PARA QUÉ estás aquí? Primeros pasos para conectar con tu Objetivo Vital o Misión en la vida

Cada día me despierto pensando en ser para ti un puente de asistencia para que atiendas tu llamado del alma y lo despliegues hacia esos sueños que tanto anhelas.

Amo imaginarte disfrutando de una vida plena, que te sientas bien en donde vivas, con quienes vivas, dedicándote a lo que más hace vibrar tu corazón, sintiéndote libre, abundante y feliz. Y si eso no está ocurriendo, voy a trabajar incansablemente para que te transformes desde adentro hacia afuera para crear las experiencias que llenen tu vida de gratitud, pasión y amor.

Lograr tu plena realización comienza con la DECISIÓN de hacerte tiempo y espacio para escuchar ese susurro de alma, conectar con tu esencia, con ese gran significado que te llena de fuerza, ganas y alegría. Todo va a seguir igual en tu vida en tanto y en cuanto sigas buscando las respuestas afuera (¿conoces ese pensamiento/sensación que te dice “Cuando tenga esto, podré…”?)…

El exterior se transformará en tanto y en cuanto realices el trabajo alquímico dentro de ti.

 

¿Para qué estoy aquí?

Todavía recuerdo la primera vez que me sentí completamente perdida con lo que quería hacer de mi vida. Ansiaba encontrar un camino en el cual pudiera sentirme alineada con mi esencia más profunda. 

Parecía que todo ya estaba dicho para mí; quién “debía” ser, qué “debía” hacer, donde “debía” estar. Pero yo estaba convencida de que algo más “vivía en mí” y deseaba con todo mi ser “des-cubrir” (des-ocultar, correr el velo, desempolvar) cuál era ese camino misterioso que terminaría de dar sentido a mi existencia.

Pasé muchos años de mi vida intentando “encontrarme”. Si en mi niñez era “preguntona”, en mis años de juventud la cantidad de cuestionamientos filosóficos incansables aumentaban cada vez más generando molestia e irritación, incomodidad con lo que hacía en mi vida profesional, incomodidad con las personas, con los mandatos familiares, sociales, con los “debes hacer” y “tienes que hacer”, incomodidad de estar representando un papel que otros habían escrito para mí; un papel de un “falso yo” en el que ya no me reconocía.

Mis eternas preguntas provocadoras “¿Y si… ?” ó “¿Por qué …?” se hacían cada vez más frecuentes posicionándome con rebeldía e insatisfacción ante las cosas que “tenían que ser como eran”, mientras una profunda tristeza me socavaba el corazón al toparme con la deshonestidad, la mentira, la manipulación, el consejo de “cuidarme y no mostrar mis sentimientos para que no me hieran” que tanto observaba en mi entorno y en la sociedad.

Me sentía incapaz de aceptar situaciones disfuncionales en mi hogar, en el trabajo y me resultaba tremendamente difícil disociar mis sentimientos y aparentar “como que todo estaba bien”.

Muchos viven en secreto este pesar sin saber que existe la posibilidad de DESPERTAR a una nueva vidaEn lugar de ello, van por ella como en un sonambulismo pensando que no hay nada más, conformándose con un pensamiento como: “Ésta es la vida que me tocó; esto es lo que hay…”.

Pero ¿sabes?

Yo estoy convencida que PUEDES hacerlo diferente. Y no sólo tengo esa convicción, sino la experiencia que demuestra que una vida apasionante, plena, libre y feliz es POSIBLE. No es sólo posible para mí, sino para todo aquel que reclame su poder de creador deliberado de vuelta y se mueva desde él y para él.

Por mi manera de enfrentar el mundo, me posicioné como provocadora de las estructuras y esto me dio FUERZAS para encontrar respuestas e ir más allá de lo que parecía posible. Este es el PODER que quiero que experimentes tú también.

¿Cómo convocarlo?

DÁNDOTE EL PERMISO DE DESAFIAR TU REALIDAD ACTUAL DESDE ESTE PRECISO INSTANTE:

  • Date el permiso de romper las estructuras que te mantuvieron prisionera de una cárcel sin rejas.
  • Date el permiso de moverte más allá de lo que ves y haces.
  • Date el permiso de crear espacio y tiempo para redescubrirte.
  • Date el permiso de atender tu llamado del alma y hacerlo realidad.
  • Date el permiso de ELEGIR qué quieres SER y HACER, lo que te hará plenamente feliz.
  • Date el permiso de estar en el mundo expresando con alegría y gratitud:

“¡AQUÍ ESTOY YO!” Tal como eres, con todos los dones y capacidades que tienes para brindar al mundo.

YO SÉ QUE PUEDES, sólo falta que con convicción declares:

“Yo quiero hacer una diferencia en mi vida y en el mundo, y estoy decidida a poner lo mejor de mí para lograrlo”.

Esa incomodidad de la que te hablaba (mi HARTAZGO CON PROPÓSITO) me llevó a transitar situaciones difíciles ya que lanzó un dardo directo a “la historia de la vida que me contaba a mí misma, la que había escuchado sobre lo que yo era o debía ser y aceptar”.

Al despertarme de ese automatismo decidí enfrentar esa historia y sus modelos sobre lo que “yo debía ser o tener para estar en este mundo y tener éxito”.

Decidí enfrentar el automatismo de vivir y sus modelos, los cuestioné y desarticulé para encontrar mi  propia voz, la verdadera historia de MI VIDA; y lo sigo haciendo cada día en mi camino de constante transformación.

En el transcurso de mi vida aparecieron señales y alertas de todo tipo que me recordaban mi camino (puedes leer más de mi historia aquí). Pero ya ves; andamos muchas veces con la inconsciencia del marco en el que “debemos” encajar socialmente, “corriendo como una ratita de laboratorio en la ruedita sin fin”… “porque así tiene que ser”, “porque así está bien”.

Yo me encontré en el camino de mi corazón; y me llena de satisfacción escribir estas palabras porque lo he sentido como traer un hijo al mundo. Por momentos siento que me desvío de él, pero ahora sé que esa sensación de insatisfacción es un estado natural del SER, es el HARTAZGO CON PROPÓSITO que “te arrincona” para recordar quién soy y poder re-despertar y re-crearme en mi siguiente nivel de consciencia y realización; y entendiendo esto, rápidamente reencuentro mi rumbo por contraste de lo que NO-QUIERO-NO-SOY hacia lo que SÍ.

Tu misión no vive en el futuro, no te falta nada ni necesitas “TENER” algo para invocarla y hacerla realidad; en todo caso, lo único que necesitas es SER TÚ con lo que verdaderamente sientes y te sientes llamada a SER y vivir AHORA.

¡Sí! Tu misión, tu “PARA QUÉ”, vive en QUIÉN ELIGES SER AHORA MISMO, EN ESE PENSAMIENTO Y SENTIMIENTO QUE TE HACE SENTIR COMPLETAMENTE FELIZ.

¿Cuál es ese pensamiento o esa posibilidad que te hace sentir completamente feliz y expande tu corazón? ESCRIBE TU RESPUESTA AHORA 😀 #HazDeCuentaQueSabes

Podremos buscar detalles específicos para esto, es verdad (lo vemos en profundidad en mi entrenamiento de Reingeniería de Vida con mis coachées), pero quiero que sepas que hoy NO necesitas tanto detalle sino simplemente recordar lo siguiente…

Tu “PARA QUÉ” ya está disponible para ti ahora; YA ES una posibilidad (¡qué alivio! ¡No hay que buscar más!). Sólo tienes que empezar a tomar acción desde lo que YA ERES, YA SABES, YA CONOCES, sin vueltas, sin excusas creando tu verdadera historia paso a paso. 

¿Qué hago para encontrar/reencontrarme con mi llamado del alma?

Detengo mi marcha para responder las siguientes preguntas, y aún cuando mi mente-ego responde “No sé”, vuelvo a preguntarme haciendo de cuenta que sí sé y la respuesta no tarda en buscar la luz tal y como ES:

¿Para qué existo?

¿Cuál es la misión para la que he nacido?

 

Día a día esta gran motivación le da sentido a mis actos y determina mis experiencias integrando todas las áreas de mi vida.

Mi “PARA QUÉ” tiene que ver con brindarme, es servicio. 

Miro dentro de mí y me permito conectarme con mi propia grandeza para dejar algo de mí en este mundo, empezando por darle lo MEJOR a la persona más importante del mundo: YO MISMA, ya si no puedo hacerlo conmigo, ¿cómo podría sentirme completa para brindarme a los demás?

Mi misión se convierte entonces en un recordatorio constante de ELEGIR SER HOY LO MEJOR QUE PUEDO SER, esto es para lo que existo; y frente a las adversidades, cada vez que siento perder el equilibrio, la pregunta “¿Quién elijo SER en este momento? ¿Cuál es la versión más elevada en esta situación?” apunta como una brújula hacia el significado y la significación, y me ayuda a enderezarme para continuar mi marcha.

Con las preguntas que te propongo a continuación darás los primeros pasos para conectarte con tu “PARA QUÉ”, con tu “objetivo vital”…

IMPORTANTE: Por ahora tu tarea será responder estas preguntas ESCRIBIÉNDOLAS en algún anotador o también puedes usar el espacio de los comentarios (si es que quieres recibir mi respuesta personalizada). Cuando escribas, intenta apartar a un lado (en otra hoja por ejemplo) los pensamientos e ideas limitantes que llegarán a tu mente, que serán muchos, te lo advierto.

La mente (ego) te hará creer que “te falta algo” (tiempo, dinero, conocimientos, recursos, personas, etcétera, etcétera) para reconocer y lograr lo que quieres; OJO, no le creas, es una ilusión. 

Te darás cuenta que lo más importante es lo que SIENTAS EN EL AHORA. Lo que sientas ahora es lo más importante; y ya sea que se sienta “bueno” o “malo”, la ELECCIÓN que hagas en este momento define una dirección, un rumbo, tu hilo conductor esencial. Eso es lo que hace perfecto este instante, porque aquí y ahora es donde solamente puedes ELEGIR y DECIDIR. Todo lo demás, pasado o futuro, repito, es una ilusión.

¡No dejes que la mente pasadista o futurista te saque de tu centro, de lo que es más importante para ti ahora!

OCUPA YA tu mente sólo en responder estas preguntas desde el corazón aplicando mi tip >>>  Haz de cuenta que sabes:

  • ¿Cuáles fueron los momentos más felices de tu vida?
  • ¿Por qué? ¿Cuál es la razón a tu respuesta anterior? Detalla…
  • ¿Cuáles son aquellas actividades que más te gustan, disfrutas y te entusiasman?
  • ¿Por qué? ¿Cuál es la razón a tu respuesta anterior?
  • Si no tuvieras ningún impedimento, miedo ni limitante… ¿Cómo sería una semana ideal en tu vida?
  • ¿Cuáles son las cosas que consideras más importantes para ti?
  • ¿Por qué? ¿Cuál es la razón a tu respuesta anterior?
  • ¿Qué te gustaría dejar en el mundo cuando ya no estés?
  • ¿Por qué? ¿Cuál es la razón a tu respuesta anterior?
  • ¿Qué es aquello a lo que te dedicarías con ganas y plenitud si no tuvieras que preocuparte por nada?
  • ¿Por qué? ¿Cuál es la razón a tu respuesta anterior?
  • ¿Para qué te parece entonces que estás aquí?

Una vez que empezaste a responder, no pares, continúa en ese “flow” y ve registrando tu cuerpo y tus emociones 🙂

Algunos días siento una melodía hermosa que suena en mi corazón y me reconforta,
siento que me da la bienvenida al mundo y me acompaña por donde vaya.
No se puede cantar ni es música que se pueda tocar, porque está más allá de las palabras.
Sin embargo suena y hace vibrar todo mi ser…
¿Como describir lo innombrable?
¿Para qué querer medir aquello que me supera y está mas allá del entendimiento?
Simplemente me dejo llevar, sin resistencias, en paz… como una flauta que es tocada por el viento, me dejo llevar más y más hacia el corazón y fluyo…

No dejes de responder las preguntas.

Hazte el tiempo, comprométete con un encuentro contigo misma y CÚMPLETELO. Cuando te prometes algo y te lo cumples, haces que suba la percepción de tu propio VALOR (tu autoestima), porque estás honrando tus elecciones y tomando acción en consonancia.

Respétate, hónrate, cúmplete tu palabra y sé feliz haciendo tu voluntad.

Todo lo demás es puro cuento 🙂

 

Un abrazo de "oso",

Ana Cecilia🦋

¿Qué te ha parecido este post? ¿Te ha sido útil?

Si es sí, por favor cuéntame lo que sientes y qué fue lo mejor que te llevaste así te responda personalmente. 

Si me dejas tu comentario, ¡seré muy feliz!

Y a propósito, ¿conoces a alguien que esté también buscando descubrirse y hacer realidad la vida para la que ha nacido? ¡Compártele este artículo!

Ana Cecilia Vera

Soy una apasionada de la vida, la informática y la música. Amo entrenar a talentosas y creativas a las que le encanta ayudar a los demás y están buscando su plena realización. Lo que más me gusta es acompañarlas de cerca y ser testigo de la transformación que se produce en sus vidas cuando sacan a la luz su don único y lo ponen al servicio del mundo. Literalmente se convierten en Su Propia Fuente desde la que pueden materializar todo cuanto quieran disfrutando cada día de su propia creación: Una vida más completa, apasionada y libre mientras dejan su huella.

Estoy aquí para ayudarte a redescubrirte y desbloquear tu don para profesionalizarlo, rentabilizarlo y alinearlo con la vida para la que has nacido. Llegó la hora de integrar todo lo que ERES y SABES en un proyecto auténtico que sea ÚTIL al mundo mientras tu vida se expande a niveles extraordinarios 🙂

¿Ya te inscribiste a mi NEWSLETTER de Reingeniería de Vida© en la que comparto cada semana cómo lograrlo?